Liceo Michoacano

Blog Liceo Michoacano

¡Ganamos Concurso Estatal de Altares 2015!

Liceo Michoacano obtuvo el primer premio en el
XXIX Concurso Estatal de Altares del Día de Muertos 2015
Los chicos mostraron ser una comunidad con tanto talento como sentido crítico

"Y dejó de hablar", propuesta de altar de 2o año. Sólo salen en la foto los que estaban de guardia pero el reconocimiento es para todo el grupo. ¡Felicidades!

“Y dejó de hablar”, propuesta de altar de 2o año. Sólo salen en la foto los que estaban de guardia pero el reconocimiento es para todo el grupo. ¡Felicidades!

Les presentamos a los ganadores del XXIX Concurso Estatal de Ofrendas del Día de Muertos 2015: nuestros chicos de segundo año. Participaron en la categoría B, junto con muchachos entre 13 y 22 años, en la modalidad de instalación libre. Su propuesta se llamó “Y dejó de hablar” y fue dedicado a las lenguas originarias que están muriendo en nuestro país.

     Merecido reconocimiento a la propuesta de este grupo: colectiva, muy creativa y crítica, con el amplio horizonte de responsabilidad social que siempre ha caracterizado nuestra institución. Prueba de ello es el ánimo de ayudar a la causa, pues cada vez que explicaban los símbolos que componían su instalación, hacían mención del portal ayapaneco.com, donde todos podemos ayudar a que la lengua no se extinga. Hasta el año pasado el ayapaneco contaba solamente con dos hablantes, ambos de la tercera edad.

Merece reconocimiento la complejidad de la estructura que martillaron ellos mismos.

“El juego de la muerte”, del grupo de 3o. Merece reconocimiento la complejidad de la estructura que martillaron ellos mismos.

     Pero este reconocimiento no tendría valor si no destacáramos, al mismo tiempo, el trabajo de los otros grupos de nuestro Bachillerato. El tercer año participó con “El juego de la muerte”, una instalación libre tan completa como integral. Su altar fue un abanico de símbolos bien estructurados que mostraban lo efímero de nuestra existencia en este mundo: en vida, sólo somos piezas en un tablero, sobre él se desarrolla  un juego que siempre gana la huesuda. Después de haber perdido frente a ella, después de haber muerto, no hacemos sino seguir navegando en la espiral de su eterno vestido, que lo ocupa todo: todo lo que existe está vestido de muerte, la muerte que ríe cuando gana en su propio juego.

     La magnificencia de la propuesta fue complementada con una serie de oradores de primer nivel que tenían a la gente anonadada, muerta de risa y asombrada con su talento. ¡Cómo se ve que ya pasaron por la defensa de tesina en segundo año!

Chicos de 1o. haciéndole guardia a su altar

Chicos de primero haciéndole guardia a su altar

     Por último, los chicos de primero presentaron “Hasta la muerte nos censuran”, una propuesta de altar realmente atrevida. La instalación era una denuncia simbólica hacia las formas en que se coarta nuestra liberad de expresión y, al mismo tiempo, una valoración de los periodistas que se juegan la vida haciendo su trabajo, es decir, tratando de informar. En el plano horizontal –sobre el suelo- se veía un muerto surgir de los periódicos que representaban el receptáculo de la censura. Alrededor, radios, máquinas de escribir y demás materiales con los que trabajan los profesionistas que intentan siempre mostrarnos la realidad.

     En el segundo plano, en un muro vertical de fondo, una representación de un gobierno siendo manipulado para disparar a un fotoperiodista. El dibujo estaba rodeado de fotografías de quienes han muertos en este gremio haciendo su trabajo. La crudeza y la resistencia de que era símbolo la instalación no era fácil de ignorar.

Cecilia Correa recibiendo el premio a nombre del grupo de 2o. ¡Felicidades a los ganadores de las distintas ramas y modalidades! Fue una exposición bellísima.

Cecilia Correa recibiendo el premio a nombre del grupo de 2o. ¡Felicidades a los ganadores de las distintas ramas y modalidades! Fue una exposición bellísima.

     En la presentación de estos altares no faltó el flujo y la visita de exliceístas que radican aquí en la ciudad o fuera de ella. Saben que este día es especialmente tradicional en nuestra comunidad, pues nos acompaña desde que el Liceo Michoacano es Liceo Michoacano. Ante las propuestas de este año, celebrabaron el esfuerzo de sus compañeros y recordaron lo que alguna vez hicieron durante su formación en nuestra institución.

     En fin, puro talento, creatividad y sentido crítico en la comunidad del Liceo Michoacano. No sólo dan cuenta de ello quienes nos acompañan hoy, sino todos aquellos que han pisado nuestro Bachillerato, pues, como diría Lope de Vega en aquel inmortal soneto: “Esto es amor, quien lo probó lo sabe”.