El famoso Carnaval

¿Conoces la historia del carnaval?

Es por mucho la fiesta más colorida de todo el año, también es una de las más replicadas, por ello que a la fecha existan tantas formas diversas de vivir un carnaval. Pero… ¿Dónde surge?

Vayamos a la historia, el Carnaval surge en la antigua Roma como una tradición pagana. Primero se celebraban las fiestas Dionisiacas Griegas y después las Saturnalias Romanas, qué en un principio marcaban el final de un año, no como ahora que conmemoran el inicio de la cuaresma. De la tradición romana nos queda de legado el uso de las máscaras, tan comunes en los carnavales celebrados en New Orleans, Italia o España además del uso excesivo del alcohol, la comida desmedida y las fiestas hasta el amanecer.

Como ves, el carnaval que hasta ahora conocemos aún estaba en pañales en la edad Media; sin embargo, es en este punto de la historia donde adquiere el significado más global que perdurará hasta hoy en día. Durante este tiempo la iglesia decretó la idea en la sociedad de renunciar a la carne (los placeres canales) a manera de ayuno. Con ello, la iglesia cristiana decía que desde el miércoles de ceniza y por los siguientes cuarenta días la sociedad haría ayuno, este consistía en comer únicamente, vegetales, legumbres y pescado. Dicho decreto es el que le dio el nombre actual a esta fecha, pues la palabra Carnaval proviene del latín Carnelevarium, que literalmente significa quitar la carne.

El Marti Grass tuvo gran auge debido a que era el último día que los habitantes tenían para poder comer carnes rojas y Darle vuelo a la hilacha.  Sin embargo con la expansión del impero romano y el contacto con otras civilizaciones nuestra fiesta en cuestión tuvo su gran despunte y se diversificó de mil maneras aportando colorido, pasión, música, y vida

Hoy en día las formas de celebrar un carnaval son tan variadas y creativas que el único límite es tu imaginación. Carnavales de todo el mundo han sido condecorados como patrimonio cultural e inmaterial de la humanidad por la UNESCO. 

Por esto y por mucho más, en el Liceo Michoacano tenemos más de 20 años celebrando el carnaval; en él festejamos la diversidad, la alegría de ser jóvenes y los pensamientos divergentes, pero sobre todo celebramos la vida en un evento que con el paso del tiempo ha ido evolucionando, pasando por nuestro torito de petate hasta nuestra versión eco-amigable de rodada en bicicleta, siempre disfrazados, siempre festivos siempre felices.

Autor:

Víctor Orozco

Profesor de lengua materna en el bachillerato Liceo Michoacano.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *